DSC_0800.png

Denominación de Origen

Denominación de Origen

Es la denominación reservada por la ley 18.455 para designar exclusivamente al Pisco, en reconocimiento de sus especiales características derivadas de factores naturales, humanos, tradicionales, propias o inherentes de su origen geográfico. Esta denominación se promulgó durante el gobierno de Carlos Ibáñez del Campo en 1931 para proteger a este importante sector de la economía de nuestro país y también a los consumidores.

Denominación de Origen

Es la denominación reservada por la ley 18.455 para designar exclusivamente al Pisco, en reconocimiento de sus especiales características derivadas de factores naturales, humanos, tradicionales, propias o inherentes de su origen geográfico. Esta denominación se promulgó durante el gobierno de Carlos Ibáñez del Campo en 1931 para proteger a este importante sector de la economía de nuestro país y también a los consumidores.

Denominación de Origen

Es la denominación reservada por la ley 18.455 para designar exclusivamente al Pisco, en reconocimiento de sus especiales características derivadas de factores naturales, humanos, tradicionales, propias o inherentes de su origen geográfico. Esta denominación se promulgó durante el gobierno de Carlos Ibáñez del Campo en 1931 para proteger a este importante sector de la economía de nuestro país y también a los consumidores.

Denominación de Origen

Es la denominación reservada por la ley 18.455 para designar exclusivamente al Pisco, en reconocimiento de sus especiales características derivadas de factores naturales, humanos, tradicionales, propias o inherentes de su origen geográfico. Esta denominación se promulgó durante el gobierno de Carlos Ibáñez del Campo en 1931 para proteger a este importante sector de la economía de nuestro país y también a los consumidores.

Denominación de Origen

Es la denominación reservada por la ley 18.455 para designar exclusivamente al Pisco, en reconocimiento de sus especiales características derivadas de factores naturales, humanos, tradicionales, propias o inherentes de su origen geográfico. Esta denominación se promulgó durante el gobierno de Carlos Ibáñez del Campo en 1931 para proteger a este importante sector de la economía de nuestro país y también a los consumidores.